El nuevo plano de Cercanías (2): Lo que no nos gusta

mapa

Seguimos con la entrada sobre el análisis del nuevo plano de Renfe Cercanías. Si ayer contamos lo que nos gustaba, hoy vamos a destripar todo lo que nos parece que podría haberse hecho mejor.

Sin embargo, en general la impresión es positiva y queremos animar a Renfe a continuar editando este tipo de planos. Ante la falta de información en los andenes acerca de los recorridos de los trenes, es la mejor opción.

Distribución: Encontrar el plano ha sido una misión casi imposible. En multitud de estaciones nos decían que aún no les había llegado, y que sólo estaba disponible en Sol y Atocha. E incluso en estas estaciones, hay que ir a un puesto de información o toparse con una azafata de Renfe para pedírselo. ¿Qué clase de información esencial es esta que el viajero debe rastrear por Madrid? ¿Por qué no se ofrece libremente en las estaciones, en muebles portafolletos? Creemos que la inauguración de Sol habría sido una ocasión excelente para repartirlos entre la multitud de gente que bajó a conocer la estación y jamás habían utilizado el tren de cercanías. Así podrían haber descubierto que en muchos casos es la forma más rápida de llegar a lugares que frecuentan. Pero no, el plano llegó semanas después y con una distribución digna de los incunables literarios: centralizada y limitada.

Después del salto, más cosas que no nos han gustado de este plano.

propagandaPropaganda del Gobierno: Nos parece normal, incluso necesario, que se indique que Renfe es dependiente del Ministerio de Fomento. También nos parece adecuado que se aproveche el soporte para informar del nuevo Plan de Cercanías aprobado recientemente. Pero de ahí a titularlo «El Gobierno invierte en Madrid»… nos ha parecido un poco propagandístico.

Sólo en español: Madrid es uno de los grandes destinos turísticos en España, y nuestras administraciones se esfuerzan por hacer que vengan más. Pero el plano de cercanías está sólo en castellano. No cabe duda de que un documento tan útil para cualquier persona que se mueva por la ciudad debería tener una edición en inglés. Teniendo en cuenta que hay espacio de sobra, ¿no sería más fácil haberlo hecho bilingüe? De esta forma, el 100% de la tirada sería apta para madrileños y extranjeros, y no habría que buscar una edición en inglés que, en el caso de que exista, debe ser aún más complicada de encontrar que la normal.

El lío de la C7: No es una culpa exclusiva del plano, sino más bien de Renfe por tener una línea como la C7, con un recorrido en forma de lazo que apenas se entiende. Pero la desinformación aumenta cuando, en el túnel entre Atocha y Chamartín, la línea sólo aparece representada una vez si en realidad circula dos veces. Viendo el recorrido, incluso siguiéndolo con el dedo, no podríamos saber dónde empieza y dónde acaba la línea roja. Casi nos gustaba más cómo se representaba hace años, cambiándole el color de rojo a marrón para no confundirla.

Falta de información de metro y tranvías: En anteriores planos de cercanías, en las estaciones que tenían conexión con el metro se indicaban las líneas del mismo. Ahora todo se queda en un icono con el logotipo de Metro o Metro Ligero y nada más. Han caído en el mismo error que Metro, cuando informa de «Correspondencia con Cercanías Renfe» sin especificar más. ¿Acaso alguien busca simplemente el metro o el cercanías? Todos usamos una línea en concreto.

conexion

Aparcamientos, ¿de pago?: Instalar aparcamientos en las estaciones de cercanías es una gran idea, porque quienes no la tienen cerca de casa pueden llegar en coche hasta allí y coger el tren para ir a trabajar. En el plano se representan todos igual, pero ¿no sería interesante utilizar un icono diferente para los que son de pago? Tal vez, si no hubiese propaganda política, se podrían incluso mencionar las tarifas de estos park-and-ride.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

15 thoughts on “El nuevo plano de Cercanías (2): Lo que no nos gusta

  1. A mí no me parece mal que se buzonee, pues así llegará a mucha gente que en su vida ha cogido el Cercanías (y como dice Fer en el artículo) ni siquiera sabe que lo podría utilizar eficientemente para recorridos que realiza a menudo.

  2. Según tengo entendido, hay más de un millón de ejemplares apunto de buzonearse por toda la Comunidad.

    Por otra parte, aunque a mí también me parece una gran cagada lo de la propaganda (lo suyo serían los tramos discontinuos y punto), hay que reseñar que la línea de Navalcarnero la han señalado coomo actuación de la CAM.

    Saludos.

    1. Sí, parece que o nos quedamos cortos, o nos pasamos. Tampoco creo que sea necesario hacer una inversión de este tipo en buzonear un plano de cercanías: bastaría con ofrecerlos libre y visiblemente en todas las estaciones.

      Aunque no negaré que esta acción tiene un punto de promoción del transporte público que me gusta bastante, y de paso, hará descubrir a muchos el «gran desconocido» que es el Cercanías en Madrid.

  3. Un poco fuera de asunto, pero: ¿se os ha ocurrido hacer algún artículo sobre la red de Cercanías parecido a lo que estáis haciendo con la EMT?
    Me encanta el blog, es de los pocos que puedo decir que sigo desde el primer artículo. Incluso me ha motivado para ir en transporte público a trabajar este curso, jeje.

    1. Con la EMT estamos haciendo un repaso de las sub-redes de líneas especiales.
      En Cercanías se va a publicar en breve una serie de artículos que repasan la evolución de la red. Permaneced atentos al blog porque eso promete.

      Respecto al buzoneo, no me parece mal siempre y cuando haya planos disponibles en todas las estaciones, cosa que hoy en día se echa muy en falta.

      1. Si es que no me sé explicar. Mi sugerencia era, igual que estáis analizando las sub-redes de la EMT y proponiendo mejoras, hacer algo parecido con los diferentes corredores de Cercanías.
        A mí me parece que tal como están distribuidas las líneas, hay que tener un máster para entenderlas, y me parece que se podrían racionalizar y, sobre todo, hacerlas más fáciles de entender.

        1. No es mala idea, una serie de análisis de toda la red, con un corredor en cada capítulo. Podemos hablar de su creación, evolución, características actuales (trenes…), problemas y soluciones……….. y una propina que tenemos pensado y no puedo decir jejeje!

          Apuntado queda. ¡Gracias por la sugerencia!

          1. Creo que el tema «subdividir en corredores» es tan importante como puede serlo en la EMT por tipo de línea… No creo que dada la configuración de la Red sea útil el sistema de numeración «tipo Metro» que tenemos, es necesaria una forma diferente de organizar la Red de Cercanías, tanto para los trayectos como de cara al viajero.

  4. Principalmente, la cosa que echo de menos en el plano es una leyenda en la que pusiesen todas las líneas con su recorrido, es decir: «C-2. Guadalajara-Chamartín». Quizá, aunque no sea la solución óptima, clarificaría un poco el lío de la C7.

    El tema del plano bilingüe fue una cosa que pensé que tenía que haberse hecho cuando vi el plano por primera vez, ya no sólo por los visitantes extranjeros, sino que también es una forma de aprender inglés para los de aquí.

    [a]