¿X o Y? Decidiendo sobre la movilidad en Plaza de España

0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on LinkedIn19Buffer this page

Hoy han comenzado las votaciones electrónicas y presenciales de Decide Madrid. Uno de los procesos abiertos elegirá un proyecto ganador para Plaza de España entre los dos finalistas: Welcome Mother Nature (X) y Un Paseo por la Cornisa (Y). Debido a la complejidad de las memorias, algunas páginas amigas han desgranado los contenidos para hacer más fácil la votación. Destacamos los análisis de Somos Malasaña, En Bici Por Madrid y Nación Rotonda.

Aun así muchos lectores nos habéis pedido nuestra opinión sobre las propuestas presentadas. Si bien el proyecto de Plaza de España abarca disciplinas que exceden el ámbito del transporte (también urbanismo, diseño arquitectónico, ciencias ambientales e incluso botánica y sociología) vamos a acotar nuestro análisis estrictamente en los campos de la movilidad distinguiendo entre los diferentes modos.

Tráfico privado

El proyecto de Plaza de España está basado en una reordenación del viario destinado a reducir el tráfico privado. Ya sea porque es un objetivo municipal (de hecho, en casi cualquier ciudad), porque el contorno empuja a ello (nueva Gran Vía, nueva APR…) y sobre todo porque lo pidieron los ciudadanos en la consulta previa:

Desde nuestro punto de vista, ambas propuestas son conservadoras a la hora de reducir la presencia de coches. Sin embargo, la propuesta X es más ambiciosa a la hora de reducir sección en calzada con relación a la dotación actual. También plantea una serie de escenarios “sin coches” para eventos y días festivos. Por otra parte, la propuesta Y ofrece un nivel de detalle mayor sobre las implicaciones de trafico en el conjunto de la ciudad.

 

Otro aspecto relevante es que ambas propuestas incluyen túneles, a pesar de que no se detectaron como prioridad en la consulta previa. La propuesta Y propone modificar el paso subterráneo reemplazando el cruce actual por una rotonda soterrada. De esta forma, el eje Bailén-Ferraz perdería la prioridad en este cruce (y eso es bueno) aunque la obra propuesta conlleva modificar pilas del paso elevado actual, que se quedaría para uso peatonal como requisito de la consulta previa. También propone un túnel directo entre Gran Vía y calle Irún como alternativa al actual giro Gran Vía-San Vicente. Una obra a nuestro juicio innecesaria y que el propio proyecto condiciona su eliminación si se reforma la Gran Vía, como está previsto.

Propuesta Y. Sección bajo rasante.

Por su parte, la propuesta X plantea cambios en dicho paso superior respetando los pilares actuales (más barato) pero añade un segundo “retúnel” (sic) con un carril por sentido para el eje Ferraz-Bailén. Desde nuestro punto de vista, este tipo de infraestructura perpetúa el modelo de autopistas urbanas presente en las rondas. Pese a su reducida sección, este “retúnel” prioriza únicamente al automóvil. Esto repercute en una mayor atracción del tráfico de paso por el primer cinturón, en lugar de redistribuirlo por vías de mayor capacidad como M-30. Por otra parte, no se considera en el proyecto la presencia de dos líneas de metro en el entorno (L6 y L10) cuya cota de la bóveda (605 m) se encuentra a menos de 15 metros respecto a la rasante del túnel proyectado (619 m) dificultando la ejecución de un túnel mediante pantallas en dicho punto.

Propuesta X. Sección longitudinal.

Autobús

Las propuestas no plantean cambios significativos en la distribución de autobuses. Ambas mantienen la presencia de carril bus en las ubicaciones actuales y la distribución de líneas. En el caso de la propuesta X la inclusión de escenarios “sin coches” (festivos, eventos…) habilita el paso sólo de buses. En algunos casos, las líneas se concentran en algunas paradas aunque sin habilitar más espacios para las mismas. Otro aspecto es que no se aprecia la posibilidad de llegar a la superficie de la Plaza de Oriente desde la Cuesta de San Vicente, lo que compromete las cabeceras actuales de Ópera (líneas 25, 39 y 500).

Editado: nos advierten en los comentarios que en el caso de la propuesta X, el carril bus actual en la Cuesta de San Vicente se pierde en sentido subida, ya que ninguno de los dos carriles restantes es exclusivo para el transporte público.

Propuesta X. Red de autobuses.

La propuesta Y mantiene las paradas en su ubicación actual. Ninguna propuesta toca el tema de los buses turísticos que actualmente estacionan en la misma plaza.

Propuesta Y. Red de autobuses.

Taxi

Aquí hay más variedad. La propuesta Y propone reubicar las paradas actuales según el siguiente esquema.

Propuesta Y. Ubicación de paradas de taxi.

Por su parte, el proyecto X plantea la creación de una estación de taxis subterránea. Una medida presente en otras ciudades y muy eficaz si se aplica correctamente. Para su éxito es indispensable que se acompañe de medidas de regulación, como la prohibición de taxis libres en el entorno. Una regulación compleja de aplicar considerando la baja receptividad del sector a los cambios, como se vio en #AbreGranVía.

Propuesta X. Ubicación de centro de taxis.

Metro

Aunque la reurbanización de la plaza no conlleva una modificación sustancial de la estación del metro, si se observan propuestas de integrar la galería comercial integrándola con la estación. Vamos a ver cómo quedaría.

Propuesta Y. Acceso al metro.

 

Propuesta X. Acceso al metro,

Bicicleta

Dejando a un lado los estériles debates sobre carril bici sí/no, no hay duda de que la Plaza de España es uno de los entornos más hostiles para la bicicleta actualmente: la cuesta de San Vicente, la inaccesibilidad del túnel de Bailén, los trenzados de Gran Vía y Princesa o la velocidad excesiva en el puente Bailén-Ferraz son algunos ejemplos. En las propuestas sometidas a votación se echa en falta un tratamiento más exhaustivo de la movilidad ciclista. Es cierto que la bici tiene mucha presencia en las propuestas, pero en ocasiones se percibe su mención continua como un intento de captar los valores asociados a la misma: modernidad, sostenibilidad, bajas emisiones…

La propuesta Y incluye una ficha específica. Proponen implantar dos nuevas estaciones de BiciMad y dotar de carril bici los ejes de circulación. Un criterio cuestionable en la cara oeste de la plaza, cuyo vial para residentes sería más que compatible con la coexistencia ciclista. El paso bajo el puente peatonal se puede realizar bajo la intersección inferior, evitando la diferencia de cota.

Propuesta Y. Vías ciclistas.

Criterio similar en el proyecto X, que contempla vías ciclistas tanto en los viarios principales como en las zonas peatonales. En este caso llama la atención la idea de salvar el paso peatonal por la parte superior, forzando una rampa que ya en la imagen se percibe complicada.

Propuesta X. Carril bici de Cuesta de San Vicente.

Dos detalles

Fuera del ámbito de la movilidad hay dos aspectos a tener en cuenta:

  • Participación posterior. Sólo la propuesta X incluye una partida específica de participación ciudadana.
  • Presupuesto. El presupuesto X es significativamente más elevado, si bien especifica que incluye IVA y beneficio industrial, y el Y no. Y aun así ambos proyectos son muy optimistas con los costes de obra civil.

Nuestro consejo: sobre todo, vota.

Aunque no tenemos preferencia por ninguna propuesta, sí que hacemos un llamamiento a participar votando X, Y o incluso en blanco. Hemos sido críticos con el proceso participativo y creemos que hay muchos aspectos que mejorar del mismo. Pero hay tres importantes motivos para que votemos y llamemos a votar a nuestros allegados.

  1. Es el primer proceso participativo a gran escala sobre urbanismo. De todas las grandes reformas de Madrid, por una vez los ciudadanos tenemos algo que decir.
  2. Porque ya nos la intentaron colar. ¿Recordáis Cambia La Plaza? En 2014 se propuso un supuesto proceso participativo que escondía una ampliación de capacidad del tráfico, tala de árboles, 5 plantas más de aparcamiento y la gestión privada del entorno, reconvertido en centro comercial. Ahí es nada.
  3. Porque en la misma votación de Plaza de España puedes votar SÍ al billete único de transporte. Que falta hace.

¿Quieres votar? Aquí tienes toda la información.

0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0Share on LinkedIn19Buffer this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

16 thoughts on “¿X o Y? Decidiendo sobre la movilidad en Plaza de España

  1. Madrid nunca tuvo mejor equipo de ayuntamiento. Es una suerte que los ediles hayan dejado de ser los delincuentes conocidos, a representados trabajando por los madrileños.
    De recortar hasta lo inrecortable. Hoy tenemos superavit, pero como es posible ?
    Porque ya no estan los ladrones

  2. Como se puede votar si no estas empadronado en Madrid??
    Vivo en Madrid, tengo mi Alquiler, pero no estoy empadronado en Madrid.
    Alguna solución?

    1. La votación está limitada a los empadronados mayores de 16 años. En este caso el censo está ya cerrado, pero para futuros procesos podrías plantearte cambiar el padrón: basta pedir cita en cualquier Junta de Distrito con el contrato del alquiler y en 3 minutos lo cambian.

  3. «Porque en la misma votación de Plaza de España puedes votar SÍ al billete único de transporte. Que falta hace.»

    Pues yo justo por eso no pienso votar. Me parece una falta de consideración que se lleguen a votar propuestas sobre las que el ayuntamiento no tiene competencia. Luego llegan las desilusiones. O bien se eliminan, junto con las propuestas repetidas, para que la gente no pierda el tiempo, o una vez alcanzado este 1%, no se continúan aquellas sobre las que el ayuntamiento no tiene poder. Si se desea dejar como declaración de intenciones o para presionar a la CAM, entonces es mucho más lógico que la propuesta pase directamente al pleno municipal, para que se vote apruebe como declaración de intenciones. Pero sacar a referéndum algo que no se garantiza que una vez aprobado por la ciudadanía se vaya a llevar a cabo, solo va a conseguir encabronar al personal.

    Otra cosa que me mosquea es que aquí se ha visto que evidentemente no hay filtro, porque nadie ha revisado que las competencias son las adecuadas. Pero pongamos otro caso, que sea una propuesta de competencia municipal, pero irrealizable técnica o presupuestariamente; por ejemplo, que todas la ciudad tenga aceras chapadas en oro. ¿Cuánto se va a cortar esa propuesta? Lo que no se puede hacer es sacarla a votación, que la gente diga sí, y luego que el pleno la rechace, ¿no? Cuando algo sale a votación ya tiene que haber pasado el filtro. Debería haber sido siempre a la inversa, primero el pleno, y cuando este ve que es viable, por último la votación completamente VINCULANTE. Si las propuestas no son vinculantes, ni es democrático, ni es nada.

    1. Hola,
      Creo que lo de seguir adelante con la propuesta de billete único es porque es la única manera de presionar a la Comunidad de Madrid para que se ponga de acuerdo con el Ayuntamiento y la saquen adelante. El Ayuntamiento ya lleva tiempo intentándolo pero no hay manera de lograr que Cifuentes lo acepte, así que es la manera de decirle: “tantos miles de personas han votado esto, en tus manos está o si no, quedará claro que eres tú la que se ha negado”.

      1. Eso ya lo pueden hacer en el momento que la propuesta ha sido la más votada en la plataforma de votación. De ahí al pleno, aprobada y a la Comunidad. Un referéndum no es para eso. Un referéndum es algo vinculante, algo realizable y de competencia que si se vota que sí sé garantiza que se hace.

        Además, es que esta votación sí/no es muy tonta. Si preguntas a alguien quiere pagando un solo billete cuando ahora paga dos o tres, ¿quién te va a decir que no? Si preguntas a alguien si quiere que le bajen de precio el abono, ¿quién va a decir que no? Obviamente todo lo que sea pagar menos por lo mismo es un sí rotundo de los ciudadanos, pero si no tienes la competencia porque es de otra administración, no tienes conocimiento para saber si es realizable económicamente, no tienes control sobre el presupuesto y el déficit de esa administración…

        Además, en mi trabajo todos están contentos porque tienen que coger tren+metro, pero al ser zona A, con el nuevo billete vendrían en 10 viajes. Se ahorrarían mucho dinero porque generalmente teletrabajamos 2 días a la semana, y ese día el dinero del abono se pierde. Cuando se den cuenta de que la propuesta no va a realizarse, ya veréis la que se lía. Eso sin contar que en la papelera en ningún sitio dice que es una declaración de intenciones no vinculante.

    2. En este país los únicos referendum vinculantes son los de reforma constitucional y reformas de estatutos de autonomía. Le recuerdo que los referendum de la OTAN y de la constitución europea fueron no vinculantes. El ayuntamiento no puede plantear ningún referendum vinculante. No sería legal. Sin embargo, plantear propuestas participativas, preguntar a la población, que esta responda A y que luego el ayuntamiento decida B, si bien legal, conllevaría un importante desgaste político para éste. Por tanto no se puede afirmar que las procesos participativos no vinculantes no tengan también carácter democrático.

      1. No, vamos a ver, vinculante puede ser si el ayuntamiento se compromete a aplicarlo. Aquí el problema está en el ORDEN de las cosas. Si primero el pleno el ayuntamiento, ve que es viable y lo acepta, una vez aceptado se realiza la votación popular ya completamente vinculante, porque el ayuntamiento ya lo ha analizado y certificado su viabilidad.

        Con la Constitución, ya que la mencionas, pasa precisamente eso mismo. Primero se vota en la cámara, se disuelve la cámara, se convocan elecciones y se vuelve a votar en el congreso y, por último, y solo entonces se somete a la ciudadanía, que puede estar segura que el resultado que salga se va a aplicar.

        El problema aquí no es que no sea vinculante, es que NO es de su competencia, por tanto, ya puede ser la opción más votada del 1%, que el 100% de los ciudadanos diga sí (que lo dirán, evidentemente), que el pleno esté deacuerdísimo, que luego me medida no se va a aplicar porque un ayuntamiento no puede hacer nada, ¡ni siquiera es una medida aprobada y consensuada conjuntamente con otros ayuntamientos de la región! Dices que llevaría un desgaste político, ¡claro! Completamente de acuerdo, porque ningún ayuntamiento puede someter a votación algo que no puede hacer, eso es desgaste seguro, y NO es democrático. Democrático es preguntar sobre algo de su competencia.

        1. Entiendo lo que dice. Pero creo que usted no entiende lo que significa “vinculante”. El referendum de reforma constitucional es legalmente vinculante porque si gana el No, automáticamente el proyecto de reforma es rechazado, se ponga como se ponga el gobierno y las Cortes. En cambio por ejemplo en el referendum de la OTAN, si hubiese ganado el No, no habría causado automáticamente una salida de esa organización. Incluso F.González podría haber hecho caso omiso del resultado y mantener el país en la alianza. Eso sí, con el consiguiente desgaste político. Lo mismo cabe decir del Brexit, que tampoco es vinculante, aunque los parlamentarios británicos bien saben que ahora deben votar a favor de la salida de la UE si no quieren asumir la consiguiente responsabilidad política.

          Por todo ello esos referendums no dejan de ser democráticos.

          Tema aparte es lo que dice usted del caso del billete único (que no se lo he discutido). No es competencia del ayuntamiento ciertamente, aunque sí puede tener repercusiones políticas. La CAM tendrá que valorar el resultado de esa votación en función del número de votos emitidos y entonces plantearse las repercusiones políticas de implantarlo o no.
          Ahí lo que me preocupa es que aprovechen dicha implantación para subir el precio del billete y del abono.

          1. Sobre lo que comentas, si gana el SÍ está previsto que se constituya una mesa técnica con representantes del CRTM, Ayuntamiento, Metro/Renfe/EMT y otros actores implicados, entre los que esperamos estar como promotores de la propuesta.

            Según nuestros cálculos, el Consorcio podría asumir el posible sobrecoste de la integración tarifaria basándose en el aumento de demanda inducida y la eliminación de duplicidades en la red. Medidas mucho más caras, como el Abono Joven a 20€, no han repercutido en subidas para el resto de tarifas.

          2. Gracias Adri por la información.
            El Abono joven no repercutió porque habría supuesto un demérito directo para Cifuentes, su promotora, ante el resto de los usuarios. Pero su coste nos lo estamos comiendo igualmente a través de los presupuestos autonómicos. Más discretamente, claro.
            En cambio, con la implantación del billete único, al estar impulsado políticamente desde el ayuntamiento, la CAM puede optar por repercutirlo en el precio del billete y abonos. Y sibilinamente dejar que Carmena se coma el marrón político.
            No estoy diciendo que me oponga al billete único. De hecho he votado a favor. Solo indico las posibles repercusiones.

          3. Vamos a ver, sí entiendo lo que significa vinculante. Según la RAE: “que vincula, que sujeta a una obligación”. Yo en ningún momento he dicho LEGALMENTE vinculante. Solo he dicho vinculante en el sentido de que el ayuntamiento se comprometa a aprobar lo votado. No he dicho que vaya ante notario a jurar que lo aprobará. Solamente que se comprometa ante lo que vecinos, y que no saque a votación lo que no esté seguro de poder aprobar.

          4. Aclarado gracias. Entienda usted que cuando se habla de referendum o votaciones vinculantes, hay que entenderlo siempre desde un punto de vista legal.

  4. Hola,

    En su análisis dice que las dos propuestas “mantienen la presencia de carril bus en las ubicaciones actuales” pero en el artículo de enbicipormadrid se explica que en el proyecto X, en la Cuesta de San Vicente, se pasa de cuatro carriles de subida (3 + 1 carril bus) a dos carriles de subida y ninguno de estos dos es carril bus.

    Se agradecería una aclaración porque no es un tema menor el de reducir calzada, sobre todo si se hace a partes iguales al coche y al transporte público.

    En cualquier caso gracias por su completo análisis sobre la movilidad en la plaza.

    Saludos

    1. Gracias Carlos por escribirnos.

      Hemos revisado el punto que comentas y, en efecto, tanto el render como las secciones transversales no dejan lugar a dudas: de los dos carriles sentido subida en la Cuesta de San Vicente, ninguno de ellos se reserva al transporte público. Por tanto, en este aspecto se aprecia un empeoramiento respecto a la situación actual.

      Procedemos a incluir este punto en nuestro artículo. ¡Gracias!

      1. ¡No hay de qué! 🙂

        Aprovecho para hacer una acotación sobre algo que digo en mi primer comentario y que no es del todo exacto.

        Yo decía que el proyecto X reduce la calzada en la Cuesta de San Vicente sentido subida a partes iguales para el coche y el transporte público porque se elimina 1 carril para cada uno de ellos pero la propuesta, salvo nuevo error u omisión, es:

        – Actualidad: 3 carriles para el tráfico privado. Proyecto X: 2 carriles para el tráfico privado. Reducción: 33%
        – Actualidad: 1 carril exclusivo para el transporte público. Proyecto X: 0 carriles exclusivos para el transporte público. Reducción: 100%

        Esto supone que el transporte público se integrará en los dos carriles disponibles para el tráfico privado.

        No conozco la zona y no sé los atascos que se producen en horas punta, pero la solución para la Cuesta de San Vicente sentido subida del proyecto X podría dar lugar a un nuevo punto donde los autobuses quedaran atrapados entre coches. Y de esos ya tenemos demasiados en Madrid.

        Saludos