ARTTE, el futuro del transporte público en Tenerife

Hasta ahora cada ayuntamiento y el Cabildo dirigen sus competencias en materia de transporte público y movilidad urbana. Son estas instituciones quienes definen la línea a tratar para mejorar en mayor o en menor medida la movilidad de cada ciudad. Y en muchas ocasiones resulta que cada institución traza líneas distintas que, en ocasiones, se distancian totalmente.

Imagen de la Autoridad Única del Transporte de Gran Canaria

Sin embargo, el Cabildo de Tenerife quiere unificar todas las políticas en materia de movilidad con la creación de un ente conjunto, la Autoridad Reguladora del Transporte de Tenerife (ARTTE), en la cual estarán integrados los 31 municipios de la isla, el Cabildo y el Gobierno de Canarias para trazar una línea común en materia de líneas, tarifas y títulos de transportes, así como en la integración total de los diferentes medios de transportes.

Lo cierto es que desde los años 80, las grandes ciudades y regiones del país se han ido integrando en diferentes consorcios de transportes para vertebrar la movilidad. El caso más cercano lo tenemos en Gran Canaria, donde la Autoridad Única del Transporte vela por la total coordinación de las diferentes empresas de guaguas de la isla, y por su coordinación con el futuro tren.

Un reto por delante

Sin embargo, en Tenerife, este futuro consorcio de transportes tiene un largo reto. En primer lugar establecer un criterio único en todos los municipios mediante los servicios urbanos e integrarlos conjuntamente en la red insular. Actualmente, todos los servicios urbanos están en manos del Cabildo excepto los de Santa Cruz y La Laguna, ayuntamientos más reticentes a entrar en este consorcio.

Otro de los retos a los que tiene que hacer frente la ARTTE es a la complicidad total de todos los operadores, incluídos los menores. Actualmente Transportes Guaguas La Esperanza, que opera tres líneas (41, 42 y 43) está totalmente aislada en información y numeración. Los vehículos no muestran qué línean están haciendo y en el Intercambiador de La Laguna no ofrecen información alguna sobre ellas.

Y el reto más importante del que debe hacerse este consorcio es el sistema tarifario. Actualmente Tenerife tiene un sistema tarifario caótico, en una mezcla de tarifa kilométrica y zonal, en el que el área metropolitana se divide en tres zonas: urbanos de Santa Cruz, urbanos de La Laguna y metropolitanos, aunque esto sólo afecta al servicio de guaguas y dependiendo de qué línea sea. Por lo tanto, dotar a la isla de un sistema tarifario integrado por igual para todos los tinerfeños debe ser prioridad número uno para la ARTTE.

Sobre el autor
Técnico en transportes y movilidad. Fundador de la Asociación a Favor del Transporte Público de Tenerife (Trantf)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *